jueves, 14 de mayo de 2009

Accidentes tontos


Ayer me llevé de paseo a mi mami, que está pasando unos días en casa, y al llegar al centro comercial de destino, "Las Arenas", y bajarnos de coche, sin saber muy bien como, mi dedo se quedó atrapado al cerrar la puerta. Es curioso, tardé como cuatro o cinco segundos en reaccionar y abrir la puerta de nuevo, como si mi cerebro no estuviera procesando la información que le enviaban las células nerviosas de la mano.
Cuando por fin abrí la puerta mi dedo chorreba sangre. Intenté mantener la calma y me aseguré de que no estaba roto. Después llamé a Less para comentarle lo sucedido y ver qué opción entre las posibles era mejor. Me dió un pequeño mareo. Me eché en la parte de atrás del coche y levanté las piernas. Todo controlado.
Así que me dispuse a ir a buscar una cafetería donde me dieran un vasito con hielo. No me dio tiempo casi de llegar a la primera planta. Empecé a ver estrellitas de colores y a escuchar un zumbido en los oídos. Con el tiempo justo de apoyarme en una pared, sentarme y después acabar por completo en el suelo. Por lo menos no fue de sopetón.
Todo un espectáculo. Vigilantes de seguridad que me trasladan en silla de ruedas. Señora de la Parafarmacia que viene a tomarme la tensión. Estado de nerviosismo personal por la situación. Sobre la marcha querían llamar a una ambulancia y llevarme al materno. Pensé que no sería para tanto, pero después de llamar al papá para que viniera a socorrerme (por cierto, tuvo que hablar con él uno de los vigilantes, porque yo no podía), se me ocurrió llamar a su hermana, que es médico y me recomendó que me diera un paseíto por el hospital "para que no te preocupes" y claro, teniendo en cuenta que es de esos médicos que cuando algo es una chorrada te lo dice a la cara, pues nos fuimos al materno.
Todo dentro de lo normal. Ecografía. Fondo uterino. Azúcar. Tensión (bueno, como cabía esperar estaba algo baja). Y yo con los ojos como melones de no poder parar de llorar de los nervios que tenía.
La verdad es que todos me trataron de forma exquisita. Desde este humilde blog, mi agradecimiento.
El dedo... me empezó a doler cuando salí del hospital...

22 comentarios:

loly dijo...

Vaya aventura amiga!!
Ya tienes una anecdota para contar al crío.
Te aconsejo que lo apuntes todo, para ir contandole las batallitas.
Alguien una vez quedo atrapado en mi coche y cuando ya arranque la oigo chillar, "le paso lo mismo y se quedo sin reaccionar,", ella no estaba embarazada, y eso sí casi pierde el dedo.
Está bien que la mimen a una , verdad? Pero no por estos motivos ,jo....me alegro de que tu dedo siga ahí, jejeje
Saludos y mucha salud.

Ajo dijo...

me ha dolido hasta a mí!!!
Me alegro que finalmente esté todo bien!!!

Satautey dijo...

Qué sustito, no¡¡¡¡
Como dice Loly lo bueno es que sólo se va a quedar en una anécdota. Me alegro que no fuera nada.
Besitos a la mamá, al papá y como no, al pescadito

Alex dijo...

Vaya!! Pues nada, a relajarse eh? Al menos viste al nene una vez más, algo bueno sacaste ; )

Anapatch dijo...

ohh! a mí se me quedó olvidado un dedo en la parte de la bisagra cuando era niña... que cosas... espero que te mejores pronto!

Glora dijo...

Jo, eso tiene pinta de doler mucho!!

Te canto la canción quita "malitos": sana, sana, culito de rana, si no se te quita hoy, se te quita mañana...

(Y un besito en el dedo).

Un abrazo.

Keros dijo...

Jolín, nena, vaya susto!!!

Espero que ese dedito se ponga bien dentro de nada!

Un besito y cuídate!

Arima dijo...

Dios!!! 0.o
pobrecita! y yo que pasaba por aquí para preguntar por esa barriguita...
menudo susto chica, joe!
yo ayer estuve por Las Arenas te imaginas que te hubiera conocido en ese estado (^_^)

Espero que estés mejor, reposa un poquito y recupera fuerzas, ya sabes ahora toca que te mimen un poquito, aprovecha todo lo que puedas jejej
un beso

violetazul dijo...

Yo que pasé por lo mismo allá por el Pleisteceno... entiendo bien eso de que tardes unos segundos en saber por qué tu mano no está a tu lado, y qué tienes que hacer para recuperar el dedo....
Pero sé que hay un pescadito por ahí nadando con poderes curativos y contra el dolor, déjale hacer su trabajo mientras, no sé... le tejes algo ;-)
besos guapa!

liandolamadeja dijo...

¡Que dolorrrrrrrrrrrrrr!

cristi dijo...

uy que dolor y como es que de a poco te fuiste desmayando ..que nervios, menos mal que no les paso nada a ti ni al pescaito y que el dedo sigue en su lugar, dale reposo ... trata de no tejer con el... y deja que te mimen ..que despues el centro de atencion será el pescaito cuando salga asi que aprovecha!!!..

Mlle Miracle dijo...

Ufff, ¡cómo duele! Lo digo por experiencia. Te mandamos un "sana, sana, cura, sana..."

beemade dijo...

auuuauuu!!pobrecita mi niña y vaya susto..cuando una lleva un cachorrillo dentro, comienza la preocupación por dos. muy bien llevado..ánimo, son pequeños entrenamiento..máquina!

Rita dijo...

¡¡¡Poooooobre!!!
Veo el dedo y me late el mío!!!, que dolor!!!
Menos mal que fue un sustito de nada. A mejorarse, mimosilla ^_^

Un beso

Carmen Mari dijo...

Estoy leyendo y me dueleeee, que horror,me alegro que estes bien. Aunque seguro que el dedo lo tendrás como una bota.
Un besote

Carmen dijo...

¡vaya percance! al día de hoy espero que ya lo hayas mejorado del todo... ¡que susto y que mal rato pasarías tú y los de alrededor!
Este pescadito tiene un ajuar precioso, hecho con todo el amor del mundo, te deseo que todo vaya fenomenal.
Besos

RosaMaría dijo...

Jo! Si es doloroso, menos mal que no fue más que eso! A esta altura ya se te habrá caído la uña. Me imagino que el impacto habrá llegado hasta bebé y me alegro de que estuviera todo tan bien controlado. Un abrazo cariñoso.

Os Tartarouchos dijo...

Ay, ay, ayyyyyyyy qué dolor!!!!
Un besito.
Te lo cuento aquí también, óso en gallego es hueso, y oso es oso ;-) Nuestro proyecto semanal eran los huesos de un lacón :-D
Saluditos e ti y al pescaíto

mardecolor dijo...

ay hija menuda tela! qué susto!y qué dolorrr!! espero que estés reponiéndote, menos mal que fueron competentes en el hospital que esas manitas tan maravillosas tienes que cuidarlas :-D

Luisilla dijo...

Dios! qué susto! a mi me pasó pero sin estar embarazada, recién comprado el coche... glups! se pasa de mal... menos mal que no ha llegado a más, a mi la bruja de urgencias me quería pinchar la uña a las bravas!!! ni que decir tiene que me negué: preferí cambiar la uña a tener que sufrir más dolor...
Besos guapa y cuídate!

Maie dijo...

ay chica! que show jajajaja menos mal todo bien!

RosaMaría dijo...

Qué tal?Un poquito mejor? Un beso grandote