sábado, 9 de febrero de 2008

Reunión tejeril.


Como bien han relatado ya las compis de LPK, el pasado día 30, nos reunimos en "El Palacio de las lanas"... Qué maravilla de tienda...!!! Recuerdo la primera vez que entré allí, se me quedaron los ojos como platos. Creo que nunca había estado en una tienda de lanas tan bien surtida y además, en su mayoría de lanas Katia. Las dueñas, Déborah y su madre, son encantadoras y puedes pasar todo el tiempo del mundo eligiendo calidades y colores por detrás del mostrador.


Desde el año 2000, llevo comprando religiosamente la revista de bebés de esta marca de lanas. Yo no tengo niños... pero espero tenerlos y podéis estar seguras de que una parte importante de las cositas que haga para mi ajuar saldrá de esas revistas. Son modelos muy alegres y llenos de texturas y colores, diferentes de lo que suele hacerse para estas edades.


Aproveché, como el resto de las compis, a agenciarme un cono de mohair beige y una madeja de lana 100% de colorines con la idea de afieltrarla. Alguna sugerencia para la lana??


Bueno, pues en dicha reunión tejeril, pude, por fin, hacer entrega del regalo del amigo invisible (que ya de invisible tenía poco, por cierto,) a Pilar. Como recordatorio, he de decir que en mi ajetreado mes de diciembre olvidé por completo que participaba en un intercambio de regalos; creo que en aquel momento la vergüenza me hizo pasar del blanco al rojo en cuestión de segundos. Me plantée si dado el retraso, sería mejor hacerle a Pilar un regalo de primavera, pero... después de todo, el intercambio era navideño, así que tenía que ser algo de ese tipo y... siempre le quedarán más navidades, no???


De modo que elegí este esquemita de Rico (por cierto, me cachis en la mar!!! qué libritos más salados!!!) que me gustó desde la primera vez que lo ví y le añadí por detrás a la lugana un trozo de fieltro rojo, con la idea de que sea colgado de una barrita. La miserable costura de lado a lado que lleva la tira de fieltro me llevó horas para que quedara derecha; en mi defensa he de decir que es la primera que coso con la máquina de coser que mi mamá me regaló... ejem! hace como doce años... Pero tranquilas, que a partir de ahora ya no va a dormir más en el fondo del trastero...

8 comentarios:

Avene dijo...

Ja, ja, ja, pues ya sabes, atacar despiadadamente a esa máquina de coser.
Una buena ración de aceite, si lleva todo ese tiempo guardada y un toque a "muá" si tienes cualquier tipo de duda. Besotes.

Satautey dijo...

Tengo que devolverte el Cd¡¡¡¡¡¡

van dijo...

el palacio de las lanas! suena como mágico...

me encanta lo que haces... será porque yo con las cosas que llevan hilos, agujas o lana de por medio no me he llevado nunca bien...
eso sí, aún guardo alguno de los vestiditos y de los patucos que me tejieron al nacer ¡y de eso hace ya 25 años!

un saludo desde madrid

Mrs. Knook dijo...

Ays! Pero que envidia que me da vustra reunión en el Palacio de las Lanas!

violetazul dijo...

Ese Palacio es el lugar perfecto para perderse.. es el único sitio donde no tendría problema porque cerraran la tienda y me dejaran dentro...
Ya te vale con la máquina.. Sigue los consejos de Avene, que debe estar sequita la pobre!
Por cierto, el viernes en el Pub La Calle un conciertazo!
Besos

Pilar dijo...

Ayyyyyy mi niña. Que te voy a dar dos tortas si te sigues disculpando leñe!!
La espera valió la pena, y lo sabes. Asi que calma zen :)

Luisilla dijo...

Hola wapísima, qué tal todo? espero que mejorando. Y gracias por los comentarios, pues sí, tengo un anónimo y como no me gusta lo que dijo, ejerzo mi derecho y no publicarlo y además darle un rapapolvos :S
En fin, me alegro que te haya gustado el regalo a Martí, el libro es genial y los patrones son muy sencillos y fáciles de seguir. Anímate, que Amazon te llama...
Un beso.

RosaMaría dijo...

Precioso, además con el cariño y el empeño que le pusiste, doblemente precioso