martes, 9 de diciembre de 2008

Santiago de Compostela

Este año, para poner un broche de oro a los doce meses anteriores, he tenido un día de cumpleaños diferente. Me dieron la posibilidad de ir a Santiago de Compostela a un curso de formación y después de darle muchas vueltas y de valorar pros y contras, me decidí a ir.
Less y yo habíamos estado en Santiago hace unos años, pero fue un visto y no visto. Le echamos un vistazo a la Catedral y callejeamos un poquito. No hubo tiempo de más.
En esta ocasión, tampoco es que tuviera mucho tiempo libre para hacer turismo, pero entre las recomendaciones de Mrs. Knook y de Anisor y las de los guías espontáneos que fueron surgiendo por el camino, la verdad es que exploté al máximo los ratitos de asueto y pude disfrutar mucho de esta encantadora ciudad.
Me alojaron en un hotel de esos que te miran de arriba abajo cuando entras. El Araguaney. No era el que yo hubiera deseado -la verdad es que la acumulación de estrellitas en un hotel nunca me ha llamado la atención- pero reconozco que estaba muy bien decorado (cuadros y esculturas por doquier), que en las habitaciones se podían dar clases de bailes de salón y que su "menú de almohadas" me dejó impresionada.


El curso al que asistí me dejó muy buen sabor de boca y, milagrosamente, la sensación de haber aprendido un montón de cosas, además de dar la posibilidad de resultar un buen foro para conocer la forma de resolver los problemas que tiene la gente de otras Comunidades Autónomas (éramos unas veinte personas, la mayoría de Galicia, pero también de Asturias y el País Vasco) lo cual siempre es enriquecedor.
Conmigo llegó la ola de frío polar, que, a pesar de ir preparada (gorro, bufanda, guantes, abrigo, camisetas térmicas -de esas que me regala mi madre y que casi nunca uso-, medias de punto,...) me dejó congelada hasta la punta de la nariz. Aunque, a pesar de mis ruegos al patrono local no nevó, la estampa otoñal que lo impregnaba todo era digna de cientos de fotos. Cada callejuela. Cada pared verde de la humedad. Cada árbol con hojitas marrones. Cada iglesia. Además del ambiente universitario que reina por doquier.



No es por menospreciar la Catedral, cuyo valor arquitectónico es indudable, así como sus cuatro fachadas y plazas, pero creo que la ciudad tiene otros muchos rincones que merecen ser vistos, como la Colegiata de Santa María do Sar (con sus columnas inclinadas), el parque (antiguo cementerio de monjes), la Iglesia y el Convento de San Domingos de Bonaval (donde se encuentra el Museo del Pueblo gallego, así como una impresionante escalera de caracol en tres tramos y el panteón de Gallegos Ilustres), el Monasterio y la Iglesia de de San Martiño Pinario (con sus dos coros en madera tallada, procedente del Coro de la Catedral de Santiago y un museo donde se exponen las colecciones de arte sacro, gabinetes de ciencia, botica e imprenta), el Parque de la Alameda, el Mercado de Abastos y las innumerables fachadas de edificios de rancio abolengo e iglesias que hay dispersas por la ciudad.



He descubierto que se trata de una de las mejores ciudades para desayunar chocolate caliente (con el frío que hacía y recién amanecido es lo que más apetece y siguiendo las instrucciones Mrs. Knook me pasé por El Metate, El Casino, El Derby y La Mora), comer (El Enxebre, la Bodeguilla de San Roque, el Asesino) y callejear. Y sí, todo ello se lo debo a Mrs. Knook, pero... eso se merece otro post.

14 comentarios:

Mrs. Knook dijo...

Jejeje, ya me tardaba a mí este post de tu visita! Me alegro que te haya gustado, te prometo que la próxima vez que vengas pregunto el horario del Asesino ;)
Por cierto, no te quejes de frío, que fue irte y venir más. Maldito viento del norte!

Olivia_p dijo...

me encantó tu reportaje y me hizo sentir nostalgia, allí pasé tres años universitarios. Aunque la vida de estudiante a veces no es divertida estuvo bien

besitos al tuno dijo...

El post es precioso. Das mucha información y las fotos son divinas, te felicito. Debe ser precioso andar por esas calles que parecen tan mágicas. Me alegro que lo hayas disfrutado. Besos.

Mlle Miracle dijo...

Muy otoñal este post, ¡he podido hasta sentir el frío! Se nota que has disfrutado de Santiago, ahora sólo me queda entrar en todos los links que has puesto. Leyéndote dan ganas de salir a ver mundo, pese al frío. Barcelona hoy ha amanecido invernal, con un cielo encapotado. ¡Ojalá nevara!

Mamá Carmen dijo...

Qué bueno viajar en esta época, aunque se pase frío por esa península. Dan ganas de conocer Santiago, yo no conozco apenas el norte y me encantaría tener la oportunidad de ir. Y si además aprendes algo más mejor que mejor.

Un beso, seguro que te doy un toque si voy a Las Palmas en Navidades, creo que estaré unos días y me escaparé de reuniones familiares para quedar con ustedes.

Luisilla dijo...

Y luego me llamas a mi juerguista! pero que envidia me das. Yo también estuve allí hace muuuuucho tiempo y me dejó muy buen sabor de boca. Ainssss, morriña tengo niña!

van dijo...

qué bonitos todos los rincones que nos trajiste de santiago... hace años que tengo muchas ganas de perderme por allí!!!!


mil besos


pd.FELICIDADES atrasadas :)

Pilar dijo...

Que bueno tu reportaje, me gustan muchisimo tus fotos. Dan ganas de ir ya a pasar frio :)

violetazul dijo...

Que buenas fotos!!!!
Bonito reportaje, ya se donde tengo que venir a buscar info sobre lugares ;-))
(no se que le pasa a mi teclado, que no me deja poner tildes)
besos!!!

beemade dijo...

Me encantaaa Santiago...Tengo un pokito de sangre de esas tierras y me encantaría volver...!!Estuve en época veraniega y elegiría primavera para repetir. Detallado post..gracias!

Maie dijo...

que lindas fotos...y que bien que pudiste dar una escapada
Saludos

Lolita Blahnik dijo...

Que buena escapada!!! que bien que disfrutases tanto.
muchos besitos y abrazos, guapa!!!

Carmen dijo...

¡que reportaje tan precioso! me has hecho recordar algunos de los lugares (no conocí todos los que mencionas) hace más de 30 años que estuve por allí, luego volví hará unos 7 años... y siempre, siempre quiero volver de nuevo.
Besos

Anónimo dijo...

Who knows where to download XRumer 5.0 Palladium?
Help, please. All recommend this program to effectively advertise on the Internet, this is the best program!